Expedición a la Tierra del Sol Poniente

Diario de viaje 2013

05
Jul

La cooperación sólo es posible si hay confianza


Escrito por Cristóbal Núñez Rodríguez

Otro día caminando por playas y acantilados entre Sidi Kaouki y Essaouira. Después de levantarnos caminamos esta vez hacia el norte, hacia Essaouira, por la costa. El camino discurre parte por la arena y parte por encima de algunos acantilados. Tras tres horas de paseo descansamos junto a las dunas. Un paisaje único y hermoso, donde la arena parece no tener fin. Sin embargo, esta zona no era muy buena para el baño por lo que continuamos un poco y luego regresamos por el interior, pasando por un antiguo faro y atravesando un pequeño pueblo llamado Cap Sim.


El grupo posa en las dunas

Como siempre, Eduardo no dejó de colocar a los chicos para sacar fotos únicas. Eduardo es nuestro fotógrafo oficial desde 2011 y gracias a él podemos mostraros con imágenes lo que se vive en África Andando.


Desarrollando juegos

Ya de vuelta en Sidi Kaouki, por la tarde, hicimos algunos juegos de confianza en la playa frente a nuestro albergue. Este tipo de juegos son, en su mayor parte, ejercicios físicos para probar y estimular la confianza en uno mismo y en el grupo en el que se está.

Construir la confianza dentro del grupo es muy importante para los objetivos de este programa, tanto para fomentar las actitudes de solidaridad y la propia dimensión del grupo, como para prepararse para un trabajo en común.

Este tipo de ejercicios no podemos hacerlos al principio del programa. Como habrán venido viendo, la primera parte de la expedición está orientada al conocimiento mutuo, la segunda parte a la consolidación del grupo y la buena convivencia. Ahora que el grupo está fuertemente consolidado y se conoce podemos introducir diversos juegos que exigen grados crecientes de confianza, siempre teniendo en cuenta en qué momento se encuentra el grupo. Juegos como “el balancín”, “la estrella”, “la piña” y “la caña de bambú”.


Comenzamos el juego

Después desarrollar estos juegos, nuestros monitores organizaron una gymkana de juegos cooperativos por equipos.  Serían dos equipos o dos grupos que debían ir superando una serie de pruebas para lo cual debían cooperar.

Me explico. Las pruebas a superar eran juegos cooperativos en los que  todos los miembros del grupo se tienen que esforzar por conseguir el mismo objetivo y por lo tanto ganan o pierden como un grupo. Lograr este objetivo implica superar la prueba. En cada prueba (juego) los dos grupos de jugadores (los expedicionarios) deben tomar comportamientos cooperativos. En este conjunto de pruebas o juegos en la que compiten los dos grupos de jugadores y no los jugadores individualmente todas las pruebas fueron juegos cooperativos de coordinación, donde los expedicionarios debían decidir las estrategias a través del consenso. Bueno, espero haberme explicado bien, porque me ha parecido un trabalenguas. Como ven, un día muy activo. 

 
Sidi Kaouki y su playa

Ya se nota que los expedicionarios han pasado doce días intensos juntos. La amistad ya se percibe sincera y todos se comportan de manera natural, tal y como son, pero integrados en un grupo heterogéneo. El resultado es magnífico.

Última noche en este pequeño pueblo de Sidi Kaouki, anclado entre la arena y los campos inmensos de arganes. Mañana tenemos un día de traslado, de tres horas de carretera bordeando la costa atlántica hasta Agadir, donde empezamos. Así que vámonos a descansar, que ya nos toca.

Hasta mañana.

 






La experiencia que cambiará tu vida para siempre